Pocos estuvieron presentes en aquel EVO del 2004, pero millones de personas hemos podido ver el que podemos calificar, como el mejor combate de todos los tiempos.

Un minuto de pura tensión y apoteósico final, un combate que  todavía hoy, me sigue poniendo los pelos de punta. (más…)