Coleccionismo: Video Life, una hermosa rareza en nuestra Atari 2600
3
Escrito por David V
12 de noviembre de 2009

Video Life

Si los videojuegos se pueden considerar como una forma de arte, es una discusión que podríamos calificar como reciente en la historia de los videojuegos. Personalmente para mí la respuesta es muy sencilla, la mayoría son un simple y maravilloso entretenimiento y unos pocos, son autenticas obras de arte.

Para todos aquellos que piensan que el arte llegó a los videojuegos con el grandioso Myst, hoy os traemos un videojuego de la mítica Atari 2600, el cual como mínimo, dejará con la duda a los más escépticos… una autentica rareza digna de admirar. Como siempre, la información y en este caso, un video para que os deleitéis, a continuación.

Video Life es uno de esos juegos que suelen pasar inadvertidos, en su caso particular, al ser lanzado en 1981 tenia todas las de perder comercialmente hablando… y así fue. Si ya de por si, Video Life lo tenia muy difícil, el modo de distribución no ayudo mucho a su comercialización: El juego tan solo fue ofrecido por correspondencia a los propietarios del Magicard, un cartucho que permitía programar en la Atari 2600, del cual se vendieron muy pocas unidades (menos de 150).

Con este alarde de marketing por parte de la empresa responsable, Commavid (COMputer MAgic VIDeo), tan solo fueron realizadas aproximadamente 20 unidades del cartucho Video Life. Como veis eran otros tiempos, pero este hecho ha contribuido exponencialmente a que el videojuego del que hoy tratamos, sea uno de los más valorados por los coleccionistas de todo el mundo. Una autentica rareza para la Atari 2600.

Video Life es una versión para la Atari 2600 del Conway’s Game of Life, más conocido como “el juego de la vida” (Life). Realizado para la 2600 por John Bronstein, Irwin Gaines y Joseph Biel, el juego es un autómata celular. Para que todos nos entendamos: En un escenario en 2D, limitado por cuatro paredes, iniciamos la partida creando nuestras propias células, tras esto el videojuego consiste en observar como evolucionan.

El Life original fue creado por el matemático ingles John Horton Conway en los años 70’, de ahí que internamente consista en una sucesión de patrones basados en las siguientes normas:

1. Cualquier célula viva con menos de dos vecinos vivos muere, debido a la escasez de población.

2. Cualquier célula viva con más de tres vecinos vivos muere, debido a la superpoblación.

3. Cualquier célula viva con dos o tres vecinos vive en la próxima generación.

4. Cualquier célula muerta con exactamente tres vecinos vivos, se convierte en una célula viva.

De esta forma nos encontramos ante una sucesión de vida, reproducción, muerte y mutaciones, transformando a nuestra querida Atari 2600 en un simulador de vida artificial. El resultado es digno de ver:

Cuando uno descubre joyas como Video Life, se da cuenta de lo grandioso que es el fenómeno de los videojuegos, a todos nuestros detractores parece que se les ha olvidado lo ligados que siempre han estado videojuegos y ciencia, si a principios de los 80’ la “marrón de Atari” ya disponía de su propio simulador de vida, no hace falta que os recuerde todos los títulos de los que disponemos hoy en día, que poco tienen que ver con matar marcianitos o hacer “hadoukens”.

No entraré a discutir si Video Life es una obra de arte o no, unos considerarán que sí y otros opinaran todo lo contrario, lo que esta claro es que Video Life no es juego cualquiera, realmente podríamos decir que no es ni siquiera un videojuego.

Enorgullezcámonos ante títulos como este de nuestro querido hobby, agradezcamos a esas personas que, hace ya décadas, se dieron cuenta de todas las posibilidades que los videojuegos nos pueden ofrecer y ya que estamos, busquemos en nuestros armarios a ver si tenemos suerte y encontramos uno de esos 20 cartuchos que fueron distribuidos…

Sirva este artículo para adelantaros nuestra próxima sección sobre “Coleccionismo”, la cual potenciaremos desde el Blog y el Museo paralelamente, desarrollándola principalmente en el Museo, ya que es su ubicación más lógica. La idea es tener en Infoconsolas un espacio dedicado a los coleccionistas de consolas y videojuegos, una comunidad de la cual formo parte y que no para de crecer año tras año. Todas vuestras ideas, colaboraciones y sugerencias, serán bien recibidas. Para los interesados, poneos en contacto con nosotros mediante el siguiente email: colabora@infoconsolas.com

Fuentes: Wikipedia, Atariage

Ficha del artículo:
Autor:
Publicado en General.
Compártelo:
Iniciar Sesion en Hotmail



3 comentarios

Score: 7
#1

Para gustos los colores, a mi particulamente me parece bastante aburrido este juego….

12 de noviembre de 2009 a las 20:15
Add rating 1  Subtract rating 2  

Hombre, es poco participativo, lo bonito es mirar cómo se desarrollan tus células y qué formas tan raras adoptan.

Aunque entiendo que pueda parecerte aburrido, claro. ^_^

Ah, he leído por ahí que God of War III está abocado al fracaso más estrepitoso.
(que nooooooooo…!!) ja ja jo.

12 de noviembre de 2009 a las 20:58
Add rating 0  Subtract rating 0  

Como curiosidad esta muy bien. Como expresion artisitca, para un museo de ciencia o exposicion de video arte genial. Como objeto de coleccionismo ya te cagas… pero como videojuego deja bastante que desear…

15 de noviembre de 2009 a las 13:57
Add rating 0  Subtract rating 0  

Deja un comentario

Tienes que iniciar sesión para escribir un comentario.
¿Todavía no estás registrado? ¡Tan sólo te llevará 15 segundos!