Hace 20 años… Septiembre y Octubre de 1990
2
Escrito por David V
15 de noviembre de 2010

Volvemos con nuestra sección “Hace 20 años…” en la que nos dedicamos a recordar y analizar lo acontecido hace exactamente 20 años, siendo en esta edición los meses de Septiembre y Octubre de 1990 los que nos ocupan.

Y vaya dos mesecitos tuvimos hace 20 años, consolas como la Sega Megadrive, Nintendo Game Boy o Atari Lynx llegaban a nuestras fronteras con todo lo que ello supuso. Si el publico español no tenía suficiente variedad entre la que escoger, con ordenadores y consolas de 8 bits, estos nuevos sistemas causaron una “pausada”, pero gran revolución en nuestra particular historia de los videojuegos nacional.

Y es que la situación era muy diferente a la actual, a pesar de tener un gran surtido a la hora de escoger una plataforma, los españoles estábamos acostumbrados a la “calma tecnológica”:

Nuevos sistemas aparecían cada poco tiempo, pero si te había tocado ser poseedor de un Spectrum, Amstrad, Commodore, NES o Atari ST, mientras hubiese software disponible aguantabas tranquilamente. Eras consciente de que existían sistemas superiores, pero si querías buenos gráficos acudías gustosamente al salón recreativo de tu barrio y te gastabas tus 5 duritos…

El motivo no era otro que el económico, hace 20 años en España “gozábamos” de los siguientes precios a la hora de adquirir un nuevo sistema:

- Atari ST 520 (con 27 programas): 59.900 Pts.

- Atari ST 1040 (con 27 programas): 114.900 Pts.

- Amiga 500 (con 20 programas): 88.900 Pts.

- Amiga 2000 (con 20 programas): 185.000 Pts.

- Master System (con 1 juego): 16.900 Pts.

- Atari Lynx (con 1 juego): 32.900 Pts.

- Game Boy (con 1 juego): 15.900 Pts.

- Megadrive: 38.900 Pts

Son sólo algunos ejemplos, pero como podéis observar, la mayoría de precios estaban muy lejos de lo que una familia media española podía permitirse por esos años para un capricho, por lo que la adquisición de un nuevo sistema era toda una excepción dentro de las economías familiares y una gran alegría para nosotros. Es verdad que si hoy en día pasamos el precio a euros puedan parecer baratas pero… ¿Recordáis lo que cobraban vuestros padres por esa época?, o dicho de otra forma… ¿Os acordáis de vuestras pagas semanales hace 20 años?

Con este panorama, un lógico razonamiento seria el de que consolas como la Game Boy, Megadrive y Lynx poco podían hacer en un mercado como el español. Afortunadamente la realidad fue muy distinta, las consolas portátiles fueron el complemento perfecto para todos los jugadores, ya fuesen consoleros o partidarios de los ordenadores, las portátiles supusieron toda una novedad perfectamente compatible, el ataque perfecto de las consolas en pos de una conquista empezada por la Atari 2600 y anteriores Pongs. Gracias a las portátiles, muchos usuarios que defendíamos con fiereza las ventajas de un ordenador frente a las consolas 8 bits del momento, descubrimos entre muchas otras las bondades de los cartuchos, haciéndonos comprender que las consolas no eran el enemigo si no, un aliado más a nuestra causa, la del disfrute de los videojuegos.

Aunque la Megadrive no tuvo un arranque espectacular por nuestras tierras, en poco tiempo fue convirtiéndose en la mejor opción para reyes y comuniones, adquiriendo una gran importancia en el mercado que le sirvió para hacer frente a la Snes posteriormente.

Como veis, fueron meses de novedades, de dudas y decisiones y principalmente, meses en que miles de chavales rescatamos nuestras huchas del armario para iniciar una carrera contrarreloj… Pero como es normal, la vida de los videojuegos seguía su ritmo:

- La prensa especializada se hacía eco de la “falta de originalidad de la época”, un síndrome que por lo visto, ha estado siempre presente en los videojuegos. Ya por esos años algunos gurús dejaban correr ríos de tinta con afirmaciones como las siguientes: “El tiempo y el esfuerzo empleados antes en idear historias novedosas se invierten ahora en conseguir derechos de recreativas o de personajes ya conocidos”.

Visto en perspectiva, posiblemente el hecho de que en cada generación, desde los tiempos del Spectrum, nos hayamos quejado de la falta de originalidad, ha sido el mejor motor para promover la misma… Posiblemente, dentro de 5, 10 o 20 años, los medios y los usuarios sigamos con el mismo (y útil) discurso.

- Las Tortugas Ninja de Konami llegaban a nuestros salones recreativos… Y no era un videojuego cualquiera, si al gran éxito que tuvo la serie de dibujos animados le unimos una maquina arcade preparada para que cuatro personas jueguen simultáneamente, el éxito estaba asegurado.

- Desde el extranjero nos llegaban ecos de un “sistema de censura” de videojuegos, con el cual los videojuegos se clasificaban según su contenido. Supongo que todos vosotros sabréis que estoy hablando del equivalente al  actual sistema PEGI, del cual por esos años estábamos completamente exentos.

Parece mentira que sin gozar de tales censuras en nuestra infancia, no hayamos acabado, toda una generación de jovenes, como luchadores callejeros, fontaneros come-setas o psicópatas con la sierra mecánica siempre a mano… Tal vez el ser humano no es tan estupido como  muchos piensan o los padres eran más responsables por aquel entonces, ¿qué opináis?

- Pero no todo era placentero en el maravilloso país de los videojuegos de hace 20 años. Los políticos de aquellos años ya lanzaban globos sonda en contra de los videojuegos. Los mismos que permiten y permitían que España sea una de las principales potencias exportadoras de armas a nivel mundial, se preocupaban de que los jóvenes de la época pudieran tener secuelas al jugar a videojuegos violentos en los salones recreativos, por lo que teóricamente dichos juegos serían eliminados de nuestros recres.

Como es evidente, dicha medida no se llevó a cabo, pero propuestas como estas son las que dieron pie a la implantación del mencionado sistema PEGI.

¿Y que pasa con los videojuegos? ¿Seguían lanzando buenos títulos o las modas de las peonzas y las canicas habían logrado cambiar las tornas de la industria? Pues aunque las peonzas y las canicas seguían siendo las reinas de los recreos, los videojuegos se asentaban cada vez más como los reyes indiscutibles de nuestros cuartos y comedores. Veamos las novedades con que disfrutamos hace 20 años:

- Regreso al Futuro II: Empecemos por el videojuego de una de las sagas que más triunfaron en los 90’, la cual esta íntimamente relacionada con esta sección. Respaldado en cuestión de ventas por una gran película, los chicos de Imageworks realizaron un buen trabajo en este videojuego estructurado en fases de diferente mecánica.

Fases de “sigilo”, “aeropatin”, plataformas, puzzles… Forman un compendio que a pesar de que hoy nos puede parecer algo “soso”, fue todo un bombazo en el momento de su salida, ya que recogía las mejores escenas de la película. Lanzado para el Spectrum, Amiga, Amstrad, C64, PC y Atari ST, en el siguiente video podéis ver la primera fase del Spectrum:

- P-47: ¡Juegazo! P-47 es una conversión perfectamente lograda, la cual nos permitía disfrutar de las mismas sensaciones en nuestros ordenadores que en la recreativa original de la cual provenía. No es en absoluto un videojuego original, pero un ajustado nivel de dificultad y un magnifico apartado técnico hacían las delicias de sus poseedores.

Lanzado para los ordenadores más populares de la época, en sus versiones de 16 bits apenas existían diferencias con la versión de recreativa. Igualmente, una de las versiones más logradas es la del potente Amstrad, como podéis ver a continuación:



- International 3d Tennis: Cada cierto tiempo en la historia de los videojuegos, surge un nuevo título que se sale de la norma adelantándose a su tiempo, ya sea técnicamente o en el propio concepto de juego. Lamentablemente, muchos de estos títulos pasan al olvido a los pocos años de su lanzamiento, quedando unos pocos afortunados en nuestra memoria.

Este gran simulador de tenis corresponde al grupo de los olvidados, en unos años en que las 3D empezaban a hacer sus “pinitos” y los sprites eran los reyes indiscutibles, los chicos de Palace (Barbarian, Cauldron…) nos sorprendieron con un magnífico simulador, que dejaba muy atrás al gran Match Point. Los gráficos vectoriales y una buena jugabilidad eran los máximos exponentes de un juego lanzado para el Spectrum, Amstrad, Amiga, Atari ST y C64, siendo la versión de este último la que podéis ver en el video:

- Beast II: Hace dos décadas, los afortunados usuarios del Amiga pudieron disfrutar de la segunda parte del gran Shadow of the Beast, uno de los juegos más conocidos de todos los tiempos.

Lejos del cumplir el dicho de “segundas partes nunca fueron buenas”, esta segunda parte mantenía un gran nivel, tanto en su aspecto técnico como jugable, pero como suele suceder con otras muchas sagas, el gran impacto que causó su primera parte no se repitió con este Beast II, ya que sencillamente no sorprendía. A pesar de no tener tanto éxito como el primer Shadow oof the Beast, basta mirar unos minutos del siguiente video para darse cuenta de gran juego que era:

- Shadow Warriors: Otra conversión de recreativa, que a diferencia del P-47, en absoluto puede hacer frente al arcade original. Realizada por Ocean para los ordenadores más populares del momento, Shadow Warriors es uno de esos casos en los que la portada era su mejor baza:

Debo reconocer que fui el primero en caer, como veréis al principio del video en su versión Spectrum (sale la portada), ¿como iba a poder resistirse un ingenuo niño de 10 años ante semejante obra maestra del marketing? Si ahora son los zombies lo que esta de moda, por esos años los ninjas eran “lo más”. Respecto al juego, prefiero que lo juzguéis vosotros mismos ya que el efecto nostalgia únicamente me deja decir buenas palabras respecto a este título y la verdad, no creo que sea así.



- Last Ninja 2: Y hablando de ninjas y conversiones, este juego nos viene “al pelo” para mostraros como también se podían hacer las cosas bien y con dificultad añadida. Dificultad añadida, porque el caso que nos ocupa corresponde a una conversión de ordenadores de 8 bits a 16 bits.

Sistem 3 realizó un magnífico trabajo a la hora de mejorar el Last Ninja 2 para los ordenadores de 16 bits de la época, algo nada fácil, ya que mantener la misma mecánica de un juego de 8 bits, en un sistema de 16 bits, ya suponía todo un elenco de limitaciones que hacía que, la mayoría de conversiones de este tipo, no diesen la talla al no poder utilizar todo el potencial de las “nuevas” maquinas. Come veréis a continuación en las versión de Amiga, el resultado fue mucho más que digno, gracias en parte al gran juego del que estamos hablando.

- Mythos: Cuando se dice que los juegos de antes eran mucho más difíciles, sencillamente, se dice la verdad… Y como ejemplo este Mythos realizado por la compañía Opera Soft, dificultad en estado puro, un plataformas de esos en los que tenías que medir en que pixel te encontrabas antes de saltar.

Realizado para el Amstrad, MSX, Spectrum, PC y PCW, os dejamos con la versión de Spectrum, en la cual, aunque parezca increíble para todos aquellos que lo hayáis probado, podréis ver el final del juego:

- Australian Games: Hace 20 años, U.S. Gold nos traía la segunda parte del mítico California Games. Lanzado en esos meses para los ordenadores Spectrum, Amstrad y Commodore, estamos ante un buen juego que poco puede hacer frente a su primera parte.

Con un original planteamiento, Australian Games nos ofrecía participar en seis diferentes pruebas en las que se encontraban el rugby playero, tiro a la cerveza, pesca de pez espada o salto de barriga. Un planteamiento original que obtuvo una pésima aceptación en comparación con el clásico California Games.

- Loom: Un mundo de fantasía, una entrañable historia, una banda sonora de lujo y una gran compañía como Lucasfilm, nos hicieron vivir experiencias sólo comparables a las que anteriormente habíamos disfrutado con sus Maniac Mansion e Indiana Jones.

Cuando dentro de unos años, la cultura del videojuego sea una clase obligatoria en nuestros institutos, Loom será uno de los videojuegos a estudiar para gozo y disfrute de nuestros futuros alumnos. Armonía en movimiento, un autentico juegazo que los usuarios de PC, Amiga y Atari ST pudieron disfrutar en su versión en castellano hace ya 20 años. Aquí tenéis la versión de Amiga:

- Aventura Espacial: Lanzada por la compañía patria A.D. , compañía que tantas alegrías nos dio a los seguidores del género de las aventuras conversacionales, nos presentaba un nuevo videojuego dispuesto a romper moldes en los ordenadores más populares de la época… Y lo consiguió, pero sólo a medias.

Aventura Espacial es un gran intento que de no ser por su pésima jugabilidad, hubiese sido una obra maestra. Dejando atrás elfos del bosque y aventuras medievales tan habituales en el género, A.D. se decidió por trasladarnos a un universo de gigantescas dimensiones en un entorno amigable. Si lo normal hasta la fecha era que los usuarios tecleasen las instrucciones en este tipo de juegos, A.D. se sumó a la tendencia de mostrar las órdenes por menús, convirtiéndolo de esta forma en un juego mucho más accesible para los más jóvenes o no iniciados.

Un universo por descubrir, una buena trama, buenos gráficos, controles simplificados… ¿Dónde estaba el fallo? En la incursión de siglas, A.D. decidió dar un aire más moderno a la vez de “ahorrar texto”, reduciendo la mayoría de objetos y elementos a siglas, hasta el punto que el videojuego incluía un diccionario de siglas en las instrucciones. El resultado, como podréis ver en el video de la versión Spectrum, es un continuo ejercicio de examinar todos los objetos, ya que por ejemplo “FOCOEX”, significa “Fortaleza de Contacto Exterior”… Dicho de otra forma, una jugabilidad totalmente entrecortada ya sea mediante el propio juego o usando las instrucciones. Toda una lastima…

Y hasta aquí la edición de “Hace 20 años…” dedicada a los meses de Septiembre y Noviembre de 1990. Debido al presente hype y gran marketing de la industria, a veces tendemos a pensar que únicamente en el presente las cosas avanzan deprisa, dejándonos una falsa imagen de tranquilidad en el pasado, como si las cosas hubiesen sucedido muy lentamente hasta llegar hasta este frenético punto en el que nos encontramos.

Por suerte, con cada nueva edición de “Hace 20 años…”, nos damos cuenta y recordamos con nostalgia, el gran ajetreo que ya existía por esos años, teniendo cada mes lanzamientos de grandes títulos y nuevos sistemas, ya fuesen consolas u ordenadores, cada poco tiempo. Fueron unos años en el que cientos de empresas, grandes y pequeñas, de software y de hardware, buscaban con distinta suerte su trozo de pastel, en una cada vez más importante industria y como suele pasar en este tipo de situaciones, los máximos beneficiados éramos nosotros:

Buenos juegos para múltiples sistemas, nuevas plataformas que nos traían los recreativos a casa o que nos permitían jugar en cualquier sitio… La verdad es que el pasado poco tiene que envidiar al presente, afortunados los que pudimos vivir esa gran época.

Fuente: Micromania

Ficha del artículo:
Autor:
Publicado en Hace 20 años, Ordenadores.
Compártelo:
Iniciar Sesion en Hotmail


Artículos relacionados


2 comentarios

Afortunados somos o fuimos de vivirlas. Yo me pasé el Loom, con mi tarjeta gráfica CGA a 512k y… ¡6 discos de 5 1/4! Que tiempos. Lo conseguí hace poco para la Turbografx CD y… ¡Menudo cambio! La verdad que, aunque algunos les parezcan algunos jeugos cutres, no saben lo que disfrutamos nosotros. Sólo por el hecho de tener un juego de recreativa, aunque su calidad fuese inferior, o el juego una basura de adaptación, hacia que le dieses un valor mucho mayor y sobre todo, cogerlo con interés. Eso me pasó con Bubble Bobble. Mi primer juego en PC de Amstrad fué Rick Dangerous, Freddy Hardest y Army Moves… y sólo con 3 juegos, pasabamos los dias y semanas pegados a la pantalla. Hoy en día, el consumismo, hace que no se disfruten y se expriman los juegos como antaño.
Me encanta volver al pasado con tu gran artículo David V, ya tengo ganas de más. Gracias.

16 de noviembre de 2010 a las 17:24
Add rating 0  Subtract rating 0  
Score: 234
#2

En el juego de Back to the Future part II, hay un error y es que salen carros en la calzada cuando en la pelicula todo los carros volaban.

Me acuerdo que por estas fechas estaba saliendo el SMB3 de NES aqui en america, aunque yo lo conocia desde 1988 en formato Famicom. Exceletne articulo!.

20 de noviembre de 2010 a las 17:56
Add rating 0  Subtract rating 0  

Deja un comentario

Tienes que iniciar sesión para escribir un comentario.
¿Todavía no estás registrado? ¡Tan sólo te llevará 15 segundos!